Introducción

ELAW presenta esta selección de leyes y políticas que regulan a los manglares, su aprovechamiento, protección y conservación en distintos países y regiones.

Los manglares se distribuyen en la zona costera de 123 países, brindando un hábitat importante para las especies marinas y costeras, protegiendo a las comunidades costeras, ecosistemas y fauna que los rodean. Son árboles hermosos que deben ser protegidos por muchas razones, pero a menudo están en riesgo debido al desarrollo costero insostenible y la contaminación. Esta especie cuenta características únicas y diversas, proporcionando importantes servicios ecosistémicos, por lo que ha sido un gran reto a nivel global regular su protección y uso sostenible.

El manglar es una especie forestal que se distribuye en zonas inundables–costeras, se han reconocido como áreas prioritarias para la conservación por ser sitios de reproducción y refugio de especies pesqueras, aves migratorias y demás fauna asociada. Esta especie tiene un gran valor como regulador del clima al ser importantes sumideros de carbono, ademas de generar estabilidad en suelo y ser una barrera contra la erosión y huracanes.

La ubicación de los manglares hace que compitan territorialmente con el desarrollo urbano, turístico, granjas camaroneras, entre otras actividades económicas. Lo anterior ha ocasionado una perdida cosiderable de manglar alrededor del mundo lo que ha impulsado a muchos gobiernos a elevar el nivel de protección de esta especie en sus respectivos marcos jurídicos.

Los manglares han sido regulados desde distintas perspectivas a nivel global, algunos países cuentan con normas específicas para su aprovechamiento como especie forestal, otros aplican restricciones específicas al ser declarados como sitios Ramsar y otros los reconocen como Áreas Naturales Protegidas. Otros países incluso han reconocido su importancia en materia alimentaria protegiendolos en el marco jurídico pesquero o han tipicado penalmente obras o actividades que puedan generar su daño y/o deterioro.